Este martes 15 de diciembre, en el marco de una conversación online que tendrá como invitados a Jaime Bassa, doctor en Derecho y académico de la Universidad de Valparaíso; Patricia Parra, abogada especializada en Derechos Humanos; y Aurora Benavides, secretaria general de Revolución Democrática en Biobío, se oficializará la candidatura de Amaya Alvez Marín, para ser constituyente, respaldada por Revolución Democrática, por el distrito 20, compuesto por las comunas de Concepción, Talcahuano, Hualpén, San Pedro de la Paz, Chiguayante, Tomé, Penco, Florida, Hualqui, Coronel y Santa Juana.

La abogada, es doctora en Derecho en la Universidad de York, Canadá. Durante los últimos 25 años ha sido académica de la Universidad de Concepción. Es investigadora del CRHIAM y ha desarrollado diversos trabajos sobre Derecho Constitucional, Derechos Humanos, regulación de las aguas y Pueblos Originarios, tanto a nivel nacional como internacional. “Busco representar a quienes han sido históricamente excluidos del Pacto Social”, afirmó.

El trabajo de Amaya Alvez en el proceso constituyente tiene larga data. Ha participado en diversas iniciativas por una Nueva Constitución para Chile, como Marca Tu Voto (2013), Puentes para una Nueva Constitución (2016) y Red de Constitucionalistas (2019 a la fecha), entre otras. Asimismo, ha asesorado a diversas organizaciones indígenas como abogada, ante instancias administrativas y judiciales. Es fundadora y Presidenta de la Corporación “Colectiva – Justicia en DDHH” e integrante del Directorio de la Fundación Rumbo Colectivo.

La candidatura

Desde las 20 horas, a través de sus cuentas de Facebook e Instagram la candidata abordará las propuestas que buscará plasmar en la futura constitución. “Mi candidatura está impulsada por las ideas que he venido trabajando durante muchos años y también por múltiples cabildos que estamos realizando, buscando que las ideas surgidas ahí ocupen un lugar relevante dentro de la nueva Constitución”, explicó.

Dentro de las pripuestas que Amaya Alvez Marín promueve, destacan:

1- Representar a quienes han sido históricamente excluidos del Pacto Social, promoviendo su participación, inclusión y protección en una Nueva Constitución.

2- Impulsar una Constitución con Perspectiva de Género, haciéndonos cargo de la discriminación histórica de la mujer producto de una sociedad machista.

3- Reconstruir nuestras relaciones con el ecosistema, impulsando principios de justicia ambiental, el reconocimiento de derechos de la naturaleza y la protección de bienes naturales comunes, como el agua.

4- Abogar por un Estado Plurinacional, promoviendo el principio de autodeterminación de los pueblos que componen Chile, reconociendo y valorando las cosmovisiones y las formas de organización de los Pueblos Originarios.

5- Promover un Estado de Bienestar, que garantice un piso mínimo común en el acceso a derechos sociales: Salud, Educación, Vivienda, en niveles de calidad y dignidad asegurados por el Estado.

6- Profundizar el reconocimiento, respeto y promoción de los Derechos Humanos, fortaleciendo el catálogo de derechos y asegurando institucionalmente su protección, sanción y reparación.

7- Impulsar la Descentralización del poder político a través de un Estado Regional, en donde las decisiones relevantes en términos de inversión y políticas públicas sean tomadas a nivel local.