El viernes 12 de marzo el Minsal entregó un reporte que trajo malas noticias: Biobío sumaba 960 nuevos contagios por Covid-19 en un día. Era la cifra más elevada desde el inicio de la pandemia, por lo que este peak trajo consigo medidas más estrictas en términos de fiscalización, pero también varios cuestionamientos sobre el manejo de la crisis sanitaria.

En ese marco, Paz Macaya, bioquímica y epidemióloga del Hospital Las Higueras de Talcahuano, entregó varios antecedentes que permiten entender por qué, a más de un año de la llagada del Coronavirus, los casos positivos nuevamente van al alza. Según la profesional “Hay múltiples factores. En este tipo de situaciones no es sólo el sistema de salud el que tiene que responder  (…) es un conjunto de cosas las que tienen que ver con lo que está ocurriendo”. 

Macaya añadió que el periodo de vacaciones de verano y una comunicación de riesgo que no ha sido del todo efectiva por parte de las autoridades, son algunos de los detonantes que generaron una errada sensación de confianza.

La experta en salud pública indicó que, en el caso de este virus, la inmunidad de rebaño -entendida como el número de personas que deben desarrollar anticuerpos frente a una enfermedad para lograr su control-, se alcanza con el 80% de la población vacunada, situación que en Chile recién sería una realidad en julio de este año, si se sigue estrictamente el calendario nacional de inoculación.

En ese marco, la epidemióloga recalcó que la inmunidad no es inmediata y se concreta una vez que se cumplen 90 días desde la administración de la primera vacuna y siempre que se hayan recibido las dos dosis.

Sobre la situación actual en Las Higueras, donde ya se registran más de 300 muertes por Covid-19, Macaya indicó que para dar atención a los pacientes contagiados han tenido que habilitar camas en servicio que eran impensados para ese propósito en el comienzo de la emergencia.

Finalmente, la bioquímica expuso que “en los primeros estudios post-vacuna hay evidencia de que están bajando las hospitalizaciones, y eso es tremendamente esperanzador, porque no hay camas suficientes”. 

Escucha aquí la entrevista completa: