En 2018, la Universidad de Concepción asumió la responsabilidad de encontrar mecanismos formales para contribuir de manera activa y establecida al desarrollo artístico y cultural. Bajo esa máxima, nace el desafío de construir una Política Cultural, que establezca una ruta definida para contribuir como casa de estudios en el desarrollo cultural a nivel regional, nacional e internacional, en coherencia con la misión y visión de la propia universidad.

Pero, ¿a qué se refiere el concepto de política cultural? La pregunta es importante debido al amplio significado que posee la palabra cultura, que para efectos de esta iniciativa la definición se aproxima a la idea de lo “artístico/cultural”. Así, esta política cultural buscará ser un grupo de orientaciones, medidas y acciones que tienen por objetivo coordinar las iniciativas ya existentes y potenciar la generación de nuevos cruces colaborativos.

Claudia Muñoz tobar, Vicerrectora de Relaciones Institucionales y Vinculación con el Medio, señala que la Política Cultural viene a establecer las orientaciones bajo las cuales las diversas unidades y entidades UdeC, que cumplen funciones de difusión cultural y creación artística, podrán proyectar su quehacer y colaborar entre sí para el logro de objetivos compartidos. “Esta Política Cultural tendrá como base la Política Institucional de Vinculación con el Medio que, a su vez, se construyó conforme a las orientaciones establecidas en el PEI 2021-2030. Las actividades e iniciativas artístico culturales que realizan unidades universitarias especializadas, Corcudec y Cecal, contribuyen al desarrollo de un ámbito de la vinculación con las comunidades que, sin duda, se puede potenciar a través de la articulación y la colaboración interna”, afirma la autoridad universitaria.

Un trabajo en conjunto

La implementación de esta Política Cultural está a cargo de la Dirección de Extensión, organismo que fue elegido para liderar las tareas asociadas al desarrollo cultural de la Universidad de Concepción y de la región, con la colaboración de la Corporación Cultural UdeC, Campus Chillán y Campus Los Ángeles, como también, los organismos cuyas funciones tengan que ver con el desarrollo y patrimonio cultural de la universidad.

Para que este trabajo sea efectivo, se conformó un Comité de Desarrollo Cultural, órgano colegiado que colabora activamente en el diseño e implementación de la Política Cultural, entregando visiones amplias y desde los distintos espectros artístico-cultural de la casa de estudios.

El director de la Dirección de Extensión, Rodrigo Piracés González, explica que el trabajo con el Comité de Desarrollo Cultural ya está en marcha. “Desde ahí se está definiendo que la política artístico cultural deriva de la primera dimensión definida en la política institucional de Vinculación con el Medio de la Universidad de Concepción. Esta definición refiere a la vinculación cultural, y se acopla como una especificación que aporta a definir y organizar los flujos de práctica artístico culturales de la universidad, entendiendo en esta nominación los ejercicios creativos desde las disciplinas artísticas en todas sus dimensiones, así como la gestión e investigación de estas disciplinas y todas sus temáticas asociadas, prácticas y teóricas”, afirma el director.

Relevante también es señalar que a contar de 2021 la Dirección de Extensión forma parte oficialmente de la Vicerrectoría de Relaciones Institucionales y Vinculación con el Medio, aprobado por unanimidad por el directorio de la Universidad de Concepción, lo que entrega un sentido estructural al liderazgo de esta política cultural. Además, bajo el nuevo organigrama, la Corporación Cultural UdeC pasa a formar parte del cuerpo colegiado que abrirá el debate y la participación hacia la comunidad.

Así lo entiende Mario Cabrera Delgado, gerente de Corcudec, quien considera un acierto dicha decisión, ya que permitirá cohesionar y fortalecer una mirada conjunta y de mayor realce al papel de la universidad para con las artes. “Dicho esto, Corcudec juega un papel relevante en el diario quehacer como muchas otras instancias relacionadas con la cultura en los tres Campus. La experiencia, su historia, su impronta, el sello UdeC y la excelencia de sus cuerpos estables son un patrimonio invaluable en la discursiva y formulación de la política cultural de la Universidad de Concepción.Es una tremenda oportunidad, un desafío y una responsabilidad participar en esta instancia. Lo que suceda o no en este plano, en los próximos 20 o 30 años, dependerá de la profundidad y alcance de este instrumento”, apunta.

La incorporación de los Campus

Tal y como fue señalado, una de las características fundamentales del proceso de definición de esta Política Cultural es tomar en cuenta diversos factores y aristas, vistas desde distintos enfoques y realidades. Es ahí donde el trabajo de incorporar a diferentes organismos de la universidad en esta etapa de desarrollo resulta vital para lograr un resultado que sea representativo y considere a toda la realidad universitaria.

Y es que en el Comité de Desarrollo Cultural existe representatividad de los campus Chillán y Los Ángeles, por medio de sus diferentes encargados de las áreas culturales y de vinculación con el medio. En el mundo interconectado de hoy, las brechas de distancia física entre sedes no son un factor que impida un trabajo en conjunto y coordinado con las instituciones alojadas fuera de Concepción.

Para Amara Ávila Seguel, encargada del Centro de Extensión Cultural Alfonso Lagos (CECAL) ubicado en Chillán, posee un gran valor el hecho de que la universidad se abra a un proceso de construir de manera conjunta esta política cultural, trabajando desde los tres campus. “En nuestro caso, como centro de extensión en Chillán, tenemos una historia de casi 3 décadas de trabajo y vinculación cultural en la ciudad y hoy Región de Ñuble, por lo que nos parece relevante converger visiones sobre cómo queremos seguir contribuyendo al desarrollo cultural y artístico desde nuestra universidad hacia las diversas comunidades con las que nos relacionamos”, agrega.

Por otro lado, Cristhian Espinoza, Jefe de la Unidad de Vinculación con el Medio del Campus Los Ángeles, ve esta instancia como una oportunidad de abrir el trabajo que se realiza en las sedes. Además, afirma que “Una política cultural de la Universidad de Concepción ayudará a poder direccionar las decisiones sobre las actividades que se deberían realizar en este marco, así como los recursos que se van a requerir para su ejecución. Para el campus Los Ángeles ayuda mucho para proyectar, con una mirada más clara, las actividades culturales que se potencian, su pertinencia y su calidad”.

Por lo pronto, durante todo este primer semestre continuarán las reuniones, de manera telemática, del Comité de Desarrollo Cultural, conformado por la comunidad universitaria en su más amplio espectro, que seguirá trabajando en esta Política Cultural que pretende, además, trascender cualquier tipo de contingencia y abrir un diálogo horizontal, para convertirse en una hoja de ruta que permita al quehacer artístico cultural avanzar por un camino establecido hacia el Chile del mañana.

Fuente: Comunicaciones Dirección de Extensión y Pinacoteca UdeC.