En el marco de la pandemia por Covid-19, el Instituto Profesional Virginio Gómez implementó salas de clases híbridas que potencian la modalidad mixta, que combina la presencialidad de los estudiantes y su interacción con aquellos que se conectan de forma remota vía Zoom.

La casa de estudios implementó salas en todas sus sedes, las que fueron equipadas con tecnología que permite ofrecer la misma experiencia de aprendizaje estando presencialmente en el aula como en forma virtual. Es así como el día de hoy fueron inauguradas por estudiantes de la carrera de Técnico de Nivel Superior Higienista Dental en la Casa Central, emplazada en la ciudad de Concepción.

Para Fernanda Labrín fue una jornada emocionante, dado que al ser alumna de primer año de la carrera no había tenido la oportunidad de conocer en forma presencial a sus compañeros. “Es mejor venir al Instituto en forma presencial, porque así puedo poner más atención, me desconcentro menos. Los compañeros que estaban online igual participaron harto en la clase, pero sería bacán si pudiéramos estar todos juntos aquí para poder conocernos mejor”, indicó.

Este sistema está siendo implementado de manera gradual en todas las sedes y es un esfuerzo que realiza la institución respondiendo a la necesidad de acercar el aula a los estudiantes y mantener una comunicación cercana con ellos, desde la mirada de una formación en un ambiente remoto. “Sabemos que la docencia en salas híbridas requiere de infraestructura adecuada y de capacitación, ya que las técnicas didácticas utilizadas tradicionalmente podrían no se apropiadas bajo esta modalidad. Por ello, el Instituto ha capacitado a los docentes, tanto en lo metodológico como en lo técnico, a través de talleres habilitantes”, señaló Glenda Pettinelli, Directora de Desarrollo Académico del IPVG.

Los espacios habilitados para esta modalidad híbrida cuentan con cámara y micrófono ambiental que les permite a los estudiantes conectados remotamente escuchar incluso lo que comentan sus compañeros en la sala. “Al principio cuesta un poco compatibilizar los dos ambientes, pero es una modalidad a la que hay que ir adaptándose, los estudiantes en línea escuchaban y veían claramente lo que desarrollaba en el aula. Además, quienes vienen presencialmente lo hacen mucho más dinámico y es agradable ver sus rostros durante la clase”, comentó la docente Carla Urrutia.

Los estudiantes que deseen asistir a clases en forma presencial deben agendar previamente, a través de la Intranet, lo que permite mantener todos los protocolos sanitarios y recomendaciones del Ministerio de Salud, para resguardar los aforos permitidos. En tanto, quienes se mantengan en clases de forma remota pueden ver, escuchar e interactuar igualmente con los docentes y con sus compañeros de carrera.

Fuente: IPVG.